Las mil caras de Michelle Jenner

Como la estrella que es, Michelle tiene muchas facetas. La hemos visto actuar, posar para la cámara, desfilar sobre la alfombra roja, cantar, prestar su voz a otros personajes o simplemente ser ella misma, siempre haciando gala de esa simpatía y belleza naturales que la caracterizan. A lo largo de estos años nos ha sorprendido con infinidad de registros a cual más atractivo. He aquí una selección – necesariamente parcial – de algunos de ellos:

Seductora. Todo en ella es hermoso, de la cabeza a los pies. Se mueve con una elegancia y una gracia innatas que seducen a la cámara y, a través de ella, a tod@s quienes la contemplamos.

Radiante. Ella deslumbra. Cuando te mira y sonríe ilumina el mundo a su alrededor. Verla es desear ser artista para pintarle ese retrato que sabes nunca le hará justicia; porque la auténtica perfección no puede ser atrapada ni plasmada sobre lienzo alguno. Michelle es única e irrepetible.

Extrovertida. Alegre, dinámica, vital. Su felicidad es contagiosa. Por una mirada suya, un mundo; por una sonrisa tal vez todo, tal vez el universo entero…

Inocente. Pese a la fama y al éxito, mantiene ese aire inocente y accesible que la hace tan adorable a primer golpe de vista.

Sonriente. Tiene una sonrisa terapeútica y atractiva hasta rabiar. De esas que te alegran el día cuando todo va mal, y te animan a pensar que despues de todo, el mundo no puede ser un lugar tan terrible cuando ángeles como ella se pasean por la calle.

Triste. En Los hombres de Paco tuvo que derramar lágrimas en más de una ocasión; por amor, por desengaño, por dolor… Nos conmovió con su actuación, dejándonos ver a la gran actriz que lleva dentro y demostrando así que no sólo es una cara bonita. Tal vez por ello será la musa de Armendariz en su nuevo filme, No tengas miedo.

Elegante. Michelle es trendy, chic, glamourosa y mil adjetivos más. La hemos visto casual, de sport, de fiesta o vestida para la ocasión y todo le queda bien.  Fotógrafos, revistas y marcas de moda caen rendidos a sus pies, al gual que el resto de nosotr@s.

Natural. Ella es así, sin trampas ni artificios. Ya sea por la calle, en el estudio o paseando en plena naturaleza. Casi parece que ella lleve la primavera consigo, y todo – la luz, el aire, los colores… – cobre nuevo sentido con su presencia.

Romántica. “Y comernos a besos… hasta que me olvide de qué día es y me vuelva loca de tanto quererte”. Cuantos hubieramos querido ser Hugo Silva, para escuchar palabras como estas viniendo de alguien como ella…

Juvenil. Ella es la eterna adolescente. Tiene el secreto de la eterna juventud: ser feliz y disfrutar la vida. Por eso el tiempo no pasa por ella, salvo para hacerla aun más bella y atractiva. Por eso no podemos dejar de admirarla. Por que ella es la reina de corazones, la musa que inspira nuestros sentidos.

Estas son tan sólo algunas de las facetas que más admiramos de Michelle. Pero como sobre gustos no hay nada escrito, vosotr@s también podéis dejarnos un comentario diciéndonos qué es lo que más os atrae de ella. Ánimo y hasta pronto.

1 comentario en Las mil caras de Michelle Jenner

Deja un Comentario

 

 

¿ Cuánto da la suma de 3 + 7 ? (obligatorio)

Deja tu comentario. Puedes utilizar estos HTML tags

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*


¡ Gracias por tus comentarios ! Spam, insultos, ... se borrarán.

Regístrate en Gravatar para mostrar tu imagen junto a los comentarios de este y muchos otros blogs